Introducción

El uso más habitual de intercambio de archivos entre redes de pares, o redes P2P, es el que utiliza el protocolo BitTorrent, que es lo que se suele llamar “torrent”. Este protocolo fue inventado en 2001 y consiste en una red descentralizada de intercambio de archivos, en donde los computadores o dispositivos de los usuarios se conectan entre sí para compartir. Puedes revisar con más detalles qué son las redes P2P y una breve historia de internet aquí.

En las redes BitTorrent, los archivos intercambiados, en vez de alojarse en un único servicio o servidor, como ocurre con la música en Spotify o los videos en Youtube, son alojados en el enjambre o red generada por todos los dispositivos de los usuarios conectados. Cuando un usuario se conecta a esta red de pares, se convierte en un par más dentro del enjambre, de manera que si necesita descargar un archivo, ese archivo es descargado de forma distribuida gracias a todos los pares que lo están compartiendo. Una vez descargado el archivo, inmediatamente el usuario empieza a compartirlo con el enjambre.

Una de las ventajas de usar BitTorrents es que le entrega mayor autonomía a los usuarios sobre los archivos que intercambian. Al no existir como intermediario un servicio o servidor que regule o limite este intercambio, los archivos intercambiados se mantienen en los computadores que participan del intercambio; así, los usuarios no dependen de una empresa o compañía para mantener en línea los archivos. Sumado a esto, otra ventaja significativa de BitTorrent es su resistencia a la censura, ya que como los archivos se mantienen distribuidos en la red de participantes, no existe un único servidor o sitio del que dependa el estado “en línea” del archivo. Para censurar BitTorrent habría que desconectar a la vez a toda la red de usuarios que están intercambiando, cosa bastante difícil ya que en la práctica significaría desconectar todo internet. Además, en la actualidad, BitTorrent posee un riguroso sistema de verificación de archivos que, si se conocen las fuentes de los elementos compartidos, garantiza una considerable seguridad sobre lo que se circula en las redes de torrents, reduciendo con ello la posibilidad de descargar programas maliciosos o documentos alterados.

Por esto, usar BitTorrent es útil para compartir archivos o para mantener en línea información sin que sea censurada, además de permitir que las descargas sean más rápidas y que se reduzcan los problemas del ancho de banda ya que éste es compartido por todo el enjambre.

 

Instalación

Un programa o cliente recomendado para usar Bittorrent es Transmission, principalmente porque es sencillo de utilizar y es software libre1. Transmission puede ser descargado desde su sitio web: https://transmissionbt.com/download/

Paso1

 

Está disponible para varios sistemas operativos, incluidos Windows y Mac OS. Si usamos Windows, debes elegir la opción que se ajuste a tu procesador, de 32 bits (x86.msi) o de 64 bits (x64.msi)2. En el caso de usar una distribución GNU/Linux, Transmission se encuentra en la mayoría de los repositorios oficiales. En Android, un programa similar es LibreTorrent.

Una vez descargado, hay que abrir el programa y se ejecutará el proceso de instalación. Si descargamos Transmission desde su página oficial, o desde los repositorios de nuestra distribución, es seguro instalarlo. Es importante no instalar el programa si viene de otra fuente.

instalación paso 2

 

Instalación Paso 3

Instalación paso 4

Cuando inicia la instalación, presionamos “Next” para continuar. En el proceso, aceptamos la licencia del programa y autorizamos la instalación si el sistema operativo lo solicita. Una vez finalizado, el programa debiese estar listo para usar.

 

Descarga de archivos

Antes de descargar archivos, existen algunas condiciones de seguridad, que están al final de esta guía y que es preferible tener presentes. En cuanto al procedimiento para bajar archivos, basta con dirigirse al sitio o fuente desde donde queremos obtener el material. En este caso, a modo de ejemplo, descargaremos Tails, el sistema operativo para el anonimato. Para esto, debemos ir a https://tails.boum.org y luego a las opciones de descarga. Una vez que estemos en esas opciones, debemos elegir la opción de descarga por BitTorrent.

Descarga Paso 2

 

 

Una vez descargado el archivo, veremos que se trata de un archivo tipo torrent (o .torrent), que debemos abrir eligiendo a Transmission como programa seleccionado.

Descarga Paso 3

 

Descarga paso 4-2

Posteriormente, se abrirá Transmission consultándonos si queremos empezar a descargar los archivos asociados al torrent. Podemos (y debemos) revisar que los archivos efectivamente correspondan a lo que queremos descargar y presionamos “Abrir”.

descargas Paso 4

 

Al aceptarse la descarga, Transmission automáticamente buscará la red de dispositivos que contienen el archivo y empezará a descargarlo. Cuando esto ocurra, aparecerá en la ventana del programa el estado del proceso.

Descargas Paso 5

 

Cuando el archivo se haya descargado, al completarse la barra de progreso, estará listo para usarse. Mientras se descarga, nos convertimos en un par (peer) o compañero más de la red, ya que estamos compartiendo las partes del archivo que hemos descargado. Al obtenerse completamente lo que estamos bajando, este seguirá compartiéndose y nos convertiremos en seeder (de semilla o seed) para contribuir de manera prolongada a mantener el archivo en línea. Siempre podemos elegir dejar de compartir el archivo si nos aparece adecuado. De todos modos, es valorable que compartamos los archivos descargados para fortalecer aún más las redes P2P, en especial aquellos archivos que resulten difíciles de conseguir.

La demora de la descarga dependerá del límite del ancho de banda de nuestra conexión y también de la cantidad de seeders que mantienen los archivos en línea. Mientras más personas mantengan activa la red, más contribuimos a mantener disponibles los archivos y a que sean rápidos de descargar.

Descargas Paso 6

 

Para acceder al archivo descargado, se puede hacer click derecho sobre él y elegir la opción “Abrir la carpeta”. En las configuraciones de Transmission se puede elegir qué carpeta usar por defecto para las descargas.

Eventualmente, es posible eliminar el archivo descargado al seleccionarlo y presionando luego el botón “X” o, alternativamente, suprimir.

 

Publicar Archivos

Elegir un Archivo

Una de las grandes ventajas de usar torrent es poder publicar archivos y contenidos de manera descentralizada, sin depender de un servidor central y, con ello, permitir un sistema de información resistente a la censura. Por este motivo, plataformas de filtración de archivos como Wikileaks o DDoSecrets mantienen sus archivos en torrent.

Para subir un archivo, lo primero que hay que hacer es seleccionar la opción “Nuevo”.

subida paso 1

Una vez que se abra la siguiente ventana, se debe elegir en “Guardar en” el lugar en que se guardará el archivo torrent que queremos crear. En el ejemplo, se usa el escritorio del computador.

subida paso 3

 

Aquí también debemos elegir qué es lo que queremos compartir. Si se trata de una carpeta, la opción seleccionada debe ser capeta o “Folder fuente”; en cambio, como en el ejemplo, si queremos compartir un sólo archivo, debemos seleccionar “Archivo fuente”. Para este ejemplo, subiremos por torrent el libro Resistencia Digital, de la organización Críptica.

Trackers y creación de archivo Torrent

La parte más importante del proceso es agregar los rastreadores o “trackers”, que son servidores especial con la única función de facilitar la información necesaria para que los pares puedan encontrase en la red y vincularse para compartir los contenidos. Pueden agregarse todos los trackers que se deseen, lo que facilita la disponibilidad de encontrar los pares. Sin embargo, basta con seleccionar algunos que son seguros y confiables:

udp://tracker.openbittorrent.com:80/announce
udp://tracker.opentrackr.org:1337/announce
udp://tracker.coppersurfer.tk:6969/announce
udp://tracker.leechers-paradise.org:6969/announce
udp://zer0day.ch:1337/announce
udp://explodie.org:6969/announce

Una vez añadidos los trackers, se puede agregar un comentario, que quedará visible para quien descargue el torrent. En este caso agregamos el sitio de Críptica. Al finalizar, presionamos “Aceptar”.

subida paso 3

 

Posteriormente, debiese aparecer este mensaje, lo cual indica que la creación del torrent fue exitosa. Presionamos “Abrir” para que Transmission cargue el torrent que creamos y luego hacemos click en “Cerrar”.

subida paso 8

 

Con este procedimiento, ya contamos con Transmission listo para subir el archivo, ya que está disponible para cualquier compañero de la red que se conecte con nosotros. Para esto, sólo necesitamos compartir el archivo .torrent que se ha creado y que tiene toda la información necesaria para descargar el libro que estamos subiendo. Ahora podemos compartir este archivo a quienes queramos para que tengan acceso a la descarga del material que tenemos disponible para la red, ya sea enviándolo por mensajería o manteniendo este torrent en algún sitio en el cual sea accesible.

Subida Paso 11

Enlace Magnet

El protocolo BitTorrent cuenta con otra forma de compartir archivos que es por medio de enlaces de descarga o enlaces “magnet”. Para obtener este enlace debemos ir a las opciones del archivo que estamos subiendo y hacer click con el botón derecho.

Subida Paso 12

 

Una vez desplegadas las opciones, debemos seleccionar “Copiar enlace magnético al portapapeles“, con lo que podemos pegar el enlace de descarga en cualquier lugar. En el caso de este ejemplo, el magnet es este:

magnet:?xt=urn:btih:fb6da3ff0708e20000be0fe951d32f2c60c33c29&dn=Cr%C3%ADptica%5FResistencia%5FDigital.pdf&tr=udp%3A%2F%2Ftracker.openbittorrent.com%3A80%2Fannounce&tr=http%3A%2F%2Ftracker.openbittorrent.com%2Fannounce&tr=udp%3A%2F%2Ftracker.opentrackr.org%3A1337%2Fannounce&tr=udp%3A%2F%2Ftracker.coppersurfer.tk%3A6969%2Fannounce&tr=udp%3A%2F%2Ftracker.leechers-paradise.org%3A6969%2Fannounce&tr=udp%3A%2F%2Fzer0day.ch%3A1337%2Fannounce&tr=udp%3A%2F%2Fexplodie.org%3A6969%2Fannounce 

Al igual que el archivo torrent, podemos compartir o publicar este enlace y cualquiera que lo presione, si cuenta con un programa para bajar torrent, podrá descargar el archivo que estamos subiendo. Hay que agregar que, como la red torrent es descentralizada, el archivo en cuestión sólo estará en línea mientras al menos haya un dispositivo conectado compartiendo el archivo, de manera que quien cierre su programa de torrent o apague su dispositivo, dejará de estar en la red de pares mientras esté desconectado. Por este motivo, mientras más usuarios descarguen el archivo compartido, y por ende se transformen en seeders, más seguridad se tendrá de que el archivo esté siempre en línea. Las redes BitTorrent se basan en la cooperación, por lo que mientras más usuarios activos hay, más estable es la red.

Confiabilidad y cifra hash

La seguridad y confianza de un archivo torrent depende de quien lo haya creado. Fácilmente se podría crear un torrent que contenga un archivo malicioso que dañe un dispositivo o que se haga pasar por otro archivo torrent ya existente. Por esto es recomendable descargar torrents de sitios reconocidos por las comunidades que las mantienen funcionando o de fuentes directamente confiables. Verificar el origen de un torrent es posible gracias a que cada archivo tiene un valor único que los diferencia de los demás, la llamada “suma hash” que consiste en una cifra de 40 caracteres hexadecimales que es equivalente a una firma y no se repetirá en ningún otro archivo. En el caso del ejemplo, su suma hash es esta:

fb6da3ff0708e20000be0fe951d32f2c60c33c29

Una suma hash, o habitualmente llamada “hash”, es el resultado de la suma de los binarios que compone el archivo, por lo cual es un resultado único del archivo. Si se cambiase un sólo bit o un elemento del archivo, el valor de esta cifra sería completamente distinta. En Transmission, podemos ver el hash del archivo al hacer click derecho sobre el archivo y elegir la opción “Propiedades”.

Subida paso 13

 

En el caso del magnet, el enlace empieza con la cifra hash, por lo que puede ser verificada directamente.

magnet:?xt=urn:btih:fb6da3ff0708e20000be0fe951d32f2c60c33c29

Si queremos dar garantías de que el archivo que compartimos es exactamente el que hemos publicado, evitando que se pueda suplantar por otro, debemos informar, en algún lugar accesible, el hash correspondiente. Si descargas el archivo que hemos subido, verifica que el hash sea el mismo, lo que entrega la garantía de que aquello que queremos compartir no ha sido modificado ni alterado. Esta verificación es esencial para las publicaciones de periodismo crítico que requiere mantener documentación en línea sin alterar, o para las denuncias y filtraciones que deban evitar la censura.

Plataformas de descarga de Torrent

Una vez que se ha creado un archivo torrent y el magnet, o enlace magnético, podemos compartirlos para que cualquiera que los tenga pueda conseguirlo. Esto lo podemos hacer en nuestras redes o sitios web, pero también es posible publicarlos en plataformas destinadas a buscar archivos torrent. Probablemente el sitio más conocido es The Pirate Bay, aunque también existen plataformas con contenido especializado como Academic Torrent, donde es posible buscar publicaciones e investigaciones científicas y académicas. La ventaja de estas plataformas es que se pueden buscar los contenidos agregados a la red BitTorrent sin necesidad de tener previamente el enlace o el archivo torrent. Siempre podremos crearnos una cuenta en alguna de estas plataformas y subir nuestros enlaces y archivos para que estén accesibles para cualquiera que quiera conseguirlos.

Consideraciones sobre seguridad en las redes P2P

La descarga de archivos es un procedimiento simple, pero requiere tener en consideración algunos elementos de seguridad. En primer lugar, las redes BitTorrent son redes públicas, de manera que tanto los contenidos descargados como las direcciones IP (nuestra ubicación en internet) son accesibles para terceros o para los proveedores de internet3. Y en segundo lugar, hay que tener cuidado al elegir qué archivo descargar para evitar un elemento malicioso o alterado.

Sobre el primer punto, la descarga de archivos que no infligen derechos de autor o no son materiales sensibles -como sería el caso de documentos o archivos públicos- no supone un problema real, por lo que el uso de BitTorrent, y de las redes P2P en general, no implica ningún tipo de delito. Es, ante todo, un herramienta necesaria para la autonomía y descentralización de nuestras comunicaciones. En el caso contrario, de suponer una amenaza los contenidos descargados, es preferible protegerse usando una VPN -o Red Privada Virtual por su acrónimo en inglés- que encripta nuestra navegación para que los proveedores de internet no sepan qué hacemos, junto con ocultar nuestra dirección IP de la página final a la cual nos conectamos. Para que una VPN sea útil para descargar torrent, debe estar habilitada para permitir conexiones P2P. Existen varias alternativas de pago que permiten el uso de estas redes. Una de las pocas VPNs gratuitas que permite usar redes P2P es la que mantiene Riseup. Cabe recordar que Riseup es un colectivo tecnológico que desde finales de los años ’90 ha permitido a organizaciones sociales y políticas radicales usar sus plataformas seguras, funcionando exclusivamente con donaciones. Si es posible, hacemos un llamado a apoyar su trabajo realizando donaciones por los distintos medios que disponen: https://riseup.net/es/donar.

Con las redes torrent y P2P colectivizamos la información, el conocimiento y la producción cultural. Creando redes colaborativas avanzamos en la construcción de autonomía.

Referencias

Micah Lee. How Scientists Can Protect Their Data From the Trump Administration:
https://theintercept.com/2017/02/01/how-scientists-can-protect-their-data-from-the-trump-administration/

Librenauta. Torrents: https://torrent.copiona.com/


3 En el caso de Chile, por ejemplo, los proveedores de internet están obligados por el art. 222 del Código Procesal Penal a almacenar la información de conexión de los usuarios de al menos un año para tenerla a disposición de algún eventual proceso jurídico.